fbpx

Fermentador de ajo negro y otras hortalizas liliáceas

Aprovecha la cuarentena en casa
3 abril, 2020

Fermentador de ajo negro y otras hortalizas liliáceas

Conoce qué es el ajo negro y cómo elaborarlo

IRCONFORT dentro de su línea Agro y en consonancia con las líneas de I+D+i que la caracterizan, ha desarrollado equipos para la fermentación de ajos y otras hortalizas liliáceas. Pero… fermentar ajo ¿para qué?, pues para obtener ajo negro, y bien, qué es el ajo negro y para qué sirve.

El ajo negro es la transformación del ajo blanco mediante un proceso de control de la temperatura y la humedad constante durante un periodo prolongado de tiempo.
Propiedades del ajo negro

Su textura es cremosa y blanda, ideal para untar y cocinar, y su aroma es suave y apenas perceptible a diferencia del ajo blanco.

El color negro azabache es característico del ajo negro y también su apariencia carbonizada, aunque nada más lejos de la realidad. El sabor del ajo negro es mucho más dulce que el ajo blanco.

Las fuentes causantes de su fuerte olor (alliin y alicina, sulfóxidos naturales que se encuentran en el ajo) son eliminadas durante el proceso de fermentación. Su agradable estructura en el paladar se deshace dejando un sabor profundo pero suave y delicado con notas dulces y afrutadas y ligeros toques que recuerdan al regaliz.

Su sabor aglutina 4 sabores: dulce, salado, ácido y amargo. Las variaciones en sabor que podemos obtener una vez fermentado y reposado el ajo van a depender fundamentalmente de dos factores, de la procedencia del ajo, y del tipo de ajo.

Las características anteriormente indicadas hacen que el ajo negro sea muy apreciado en la alta cocina por la versatilidad en su uso y por los matices de aroma y sabor que aplica a diferentes comidas elaboradas.

Pero además de ello mejora considerablemente las propiedades saludables del ajo blanco. El ajo negro tiene múltiples propiedades y beneficios para la salud, como por ejemplo a nivel circulatorio es hipotensor, antiséptico, antibiótico, diurético, digestivo, expectorante y un magnífico antioxidante.

Los componentes del ajo forman parte esencial de la estructura funcional de nuestro cuerpo como la piel, los cartílagos y los tendones. El ajo negro es 10 veces más beneficioso que el ajo normal, entre otras tiene las siguientes propiedades:

Fermentador de ajo negro

  • Regula la presión arterial por su efecto hipotensor.
  • Limpia los riñones y es un protector de las arterias ya que evita su calcificación.
  • Regula el azúcar en sangre, por lo que es ideal para diabéticos.
  • Ayuda al sistema inmunológico y aumenta nuestras defensas.
  • Disminuye el colesterol malo (LDL) y el nivel de lípidos en sangre.
  • Mejora la actividad de la próstata.
  • Energizante y vigorizante.
  • Ayuda en problemas respiratorios como el asma.
  • Combate el estrés y la depresión.
  • Buen sedante del sistema nervioso por su alto contenido en azufre y fósforo.
  • Ayuda en la cicatrización de heridas.
  • Ayuda a fortalecer los huesos.
  • Regula el tránsito intestinal y fortalece la digestión.